Skip to content

Cómo comunicar

Cómo comunicar 1,2,3,4...

Cómo comunicar Cómo hacer patente nuestra presencia ante un grupo numeroso de alumnos

Probado en clase/testat la oră

Cómo comunicar. Cómo hacer patente nuestra presencia ante un grupo numeroso de alumnos en el aula.

saludando bien alto, comunicando y proponiendo tareas de trabajo, comprobamos que la información ha sido lo suficientemente bien entendida, dividimos la información que transmitimos en trocitos pequeños, no enfadarse con los incidentes ocurridos por el camino, solo se trata de un crío que se está equivocando y debo ayudarle de alguna manera, aprovechamos el recreo siempre para algo agradable

Primero creo que saludando bien alto para que se nos oiga desde todos los rincones del recinto. Si el primer saludo no fue lo suficientemente bien oído, lo repetimos una y otra vez, pero no más de tres o cuatro veces ya que se puede transformar rápidamente el broma.

No hay que ser ni fuerte ni alto. Hay chicas pequeñitas que dominan el explosivo ambiente juvenil solo con esa puente llamada comunicación que la establecen desde el principio.

Fijado lo cual, podemos ponernos manos a la obra. Enseñar significa mantener siempre vivo el interés hacia tu persona y esto se logra, también, comunicando y proponiendo tareas de trabajo.

el trabajo del maestro consiste en transmitir información y en hacer que esta información sea escuchada

Y hay que hacer todo lo posible para que el trabajo que hacen les parezca serio y útil. ¿Cómo? No es fácil.

Porque el trabajo del maestro no consiste solo en transmitir información, sino en hacer que esta información sea escuchada, entendida y utilizada en la práctica,

Pues ya tenemos fijadas las fases en que podríamos dividir nuestra sesión de trabajo: transmitimos la información y nos aseguramos de que ha sido oída. Después comprobamos que ha sido lo suficientemente bien entendida por el grupo con el que trabajamos.

Para eso hemos de dividir la información que transmitimos en trocitos pequeños, digeribles para ellos y fácil de verificar para nosotros.

Y lo más importante es mantener la calma (¡qué fácil decirlo!), intentar no enfadarse con los incidentes ocurridos por el camino. ¿Cómo? Tampoco es fácil. Creo que ayuda no olvidar, tenerlo presente siempre, que solo son todavía unos críos.

El enfado tiene su momento de crisis espontánea que hay que superar dándole a la manifestación personal de la emoción una pequeña tregua: solo se trata de un crío que se está equivocando, te dices, y debo ayudarle de alguna manera.

Un suspiro y una sonrisa.

¿Cómo se logra lo último? También comunicando, haciendo una breve pausa para hablar con el alumno o alumna, dirigiédole un poco tu atención de manera personal. Pero no mucho por no perder de vista a los demás.

Aprovechamos el recreo siempre para algo agradable

Después pasamos a nuestro trabajo y ya suena otra vez el timbre del recreo. Lo aprovechamos para algo agradable: un café, un bombón, una fruta, un paseo por el patio, una conversación, una broma.

3 thoughts on “Cómo comunicar

  1. Ana Șimon

    Me gustó mucho el artículo, logrando informar a los docentes cómo son al principio y no solo cómo acercarse a sus alumnos.
    En resumen, centrarse en la comunicación efectiva, el manejo compasivo de los incidentes y valorar el tiempo de inactividad demuestra una excelente comprensión de la dinámica del aula y la preocupación por los estudiantes.

    Reply
  2. Maria

    Su artículo sobre la comunicación con los estudiantes en el aula es útil para cualquier maestro que quiera enseñarles paciencia y compasión, y al mismo tiempo ser un ejemplo para los propios estudiantes. Los resultados de los estudiantes se verán en la vida adulta.

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.